Gran jornada de “Pito” y Puig, la sacan Aledmys y Kendrys, resumen cubano MLB

“Pito” se fue de 4-2, con doblete número 32 y su cuadrangular 17. El primera base de los patiblancos continúa su buen ritmo de biangulares y ahora su proyección es de 48
“Pito” se fue de 4-2, con doblete número 32 y su cuadrangular 17. El primera base de los patiblancos continúa su buen ritmo de biangulares y ahora su proyección es de 48
Por Juan Páez / @jmanupz

La temporada 2018 de las Grandes Ligas ha sido lo más parecido a una montaña rusa para José Abreu, quien ahora mismo parece ir por lo alto luego de pasar una etapa pobre con su ofensiva que se extendió durante casi todo julio. En la jornada de este jueves ayudó a los Medias Blancas de Chicago a derrotar 6-4 a los Reales de Kansas City con una buena demostración en la caja de bateadores.


“Pito” se fue de 4-2, con doblete número 32 y su cuadrangular 17 de la ronda regular. Empujó una carrera, anotó en dos ocasiones y se ponchó una vez. El primera base de los patiblancos continúa su buen ritmo de biangulares y ahora su proyección es de 48, lo que correspondería a la segunda marca más alta para un cubano en una campaña, solo por debajo de los 49 que registró Rafael Palmeiro, en 1991 con los Rangers de Texas.

En los últimos 11 juegos que Abreu ha disputado su average es de .372 (43-16), mientras que el global ascendió de .250 a .263. Colecciona cinco dobletes y cuatro estacazos de vuelta completa, además de ocho rayitas producidas y 12 recorridos al cuadro. Aunque tiene 11 ponches, suma cinco bases por bolas.

Otro que tuvo un buen día fue Yasiel Puig. El jardinero de los Dodgers de Los Ángeles, que apalearon 21-5 a los Cerveceros de Milwaukee, dio tres hits en cinco visitas oficiales al box y sacó dos pelotas del parque, para llegar a 14 en la zafra. El slugger de Cienfuegos no pegaba dos vuelacercas en un mismo encuentro desde el 14 de julio del año pasado. En total, empujó cuatro anotaciones y pisó la goma en tres oportunidades.



Palos en Toronto

Ayer, los Azulejos de Toronto se impusieron 7-3 a los Marineros de Seattle con gran aporte de las figuras cubanas. Kendrys Morales y Aledmys Díaz, este último como emergente, mostraron todo su poder para que los canadienses consiguieran una nueva victoria.

Morales solo tuvo un imparable en cinco idas válidas al plato, pero fue su decimotercer bambinazo. Terminó la jornada con dos fabricadas y una anotada. El industrialista atraviesa por un buen episodio con el madero: tiene 15 incogibles en sus últimas 42 oportunidades oficiales, con par de dobles y dos cuadrangulares, con ocho empujadas y cinco engomadas.

En el caso de Díaz, este le puso cifras definitivas al compromiso, pues conectó el bombazo en el noveno episodio para traer las últimas carreras de los navieros. El impacto representó el duodécimo jonrón en la temporada para el parador en corto, quien fletó dos carreras y le dio una vuelta al cuadro.



Así le fue al resto de cubanos que vio acción en la jornada de este jueves en las Grandes Ligas:

Yoan Moncada (CWS) tuvo una noche para el olvido, al irse de 4-0, con cuatro ponches. Con esta gris actuación, retomó el liderato de abanicados en toda la Gran Carpa, con 149, cuatro por encima de Joey Gallo (145). El otro bateador que jugó este jueves fue Yasmani Grandal (LAD), quien conectó su doble 16 como su único inatrapable en cuatro chances legales.

Raisel Iglesias (CIN) también tuvo una noche olvidable. Sin oportunidad de salvar, salió a lanzar el octavo episodio ante los Nacionales de Washington y le hicieron daño con tres hits, dos cuadrangulares y tres carreras limpias. Este desempeño de 1.0 entrada aumentó su efectividad de 2.11 a 2.62.