ARRANCÓ el Cuba los Centroamericanos con blanqueada ante México

El derecho Lázaro Blanco le dio la razón al mentor Carlos Martí al colocarlo primero en la rotación
El derecho Lázaro Blanco le dio la razón al mentor Carlos Martí al colocarlo primero en la rotación
Foto: José Raúl Rodríguez
Por Sigfredo Barros.

Una extraordinaria faena de Lázaro Blanco, combinada con la muy productiva quinta entrada, fueron los factores determinantes en el victorioso debut de la selección cubana en la jornada inicial del torneo de béisbol de los XXIII Juegos Centrocaribe, con sede en el estadio Edgar Rentería de Barranquilla.


El derecho granmense le dio la razón al mentor Carlos Martí al colocarlo primero en la rotación y respondió a la confianza depositada en el con un pitcheo de siete entradas con igual cantidad de ceros, solo tres jits permitidos y cuatro ponches.

Sin mucha velocidad, su arma principal fue el control. No regaló boletos, colocó a la mayoría de los bateadores rivales en conteo desfavorable con una gran economía de lanzamientos y fue dueño de la situación durante su permanencia en el montículo.

Durante las cuatro primeras entradas el choque resultó un duelo entre Blanco y el también diestro Javier Solano, un serpentinero de 28 años nacido en Culiacán y con experiencia en la Liga Profesional de su país militando en equipos como los Sultanes de Monterrey.



Se las ingenió para colgarle cuatro ceros a sus adversarios apelando al control en sus rompimientos, tirados con mucha malicia en las esquinas para apuntarse cuatro ponches sin regalar boletos de libre tránsito.

Pero en el quinto la artillería cubana dijo basta y le cayó encima a Solano. Fueron seis jits consecutivos en un rally iniciado por Carlos Benítez, continuado por Roel Santos y YordanManduley, los dos primeros pisando el plato por el cañonazo de Yurisbel Gracial, y terminado por el doblete de YordanisSamón para remolcar otras dos carreras, suficientes para asegurar la victoria.

En el octavo Carlos Martí reemplazó a Blanco por el cerrador Alaín Sánchez, quien completó la lechada colgando un par de escones. Manduley, de 5-4, fue el mejor bateador del partido mientras Gracias conectó tres imparables y fletó dos anotaciones. Este sábado Cuba será home club ante la representación de Panamá, derrotada por República Dominicana 5 carreras por 3 en el desafío inaugural del certamen.