Céspedes sigue en un abismo, Moncada y Soler levantan, resumen cubano MLB

En el encuentro ante los peces, en Marlins Park, la Potencia volvió a tener una desastrosa actuación con el madero. Se fue en blanco en cuatro turnos al bate y en tres de ellos se fue a las duchas por la vía del ponche.
En el encuentro ante los peces, en Marlins Park, la Potencia volvió a tener una desastrosa actuación con el madero. Se fue en blanco en cuatro turnos al bate y en tres de ellos se fue a las duchas por la vía del ponche.
Foto tomada de Zimbio
Por Juan Páez / @jmanupz

Yoenis Céspedes no la está pasando bien. A diferencia de los Mets de Nueva York, que ayer consiguieron su octava victoria consecutiva (8-1) al vencer 4-2 a los Marlins de Miami, la ofensiva del jardinero cubano entró en letargo pese al gran entrenamiento primaveral que tuvo y al sólido inicio que protagonizó en los primeros juegos de la ronda regular.


En el encuentro ante los peces, en el Marlins Park, volvió a tener una desastrosa actuación con el madero. Se fue en blanco en cuatro turnos al bate y en tres de ellos se fue a las duchas por la vía del ponche. Gracias a este desempeño, el promedio global de la “Potencia” bajó a .189. 




El momento que atraviesa el slugger nacido en Campechuela es tan malo que en sus últimos seis compromisos tiene únicamente tres imparables. 

En 26 viajes legales al plato exhibe un minúsculo average de .115, aunque con dos estacazos de vuelta completa y cuatro remolques, pero con 14 ponches. Para su fortuna, su club no ha sentido el bajón por el que pasa en el home plate. 

Su actualidad contrasta con sus primeros tres duelos en la campaña, en los que disparó cinco indiscutibles en 11 oportunidades oficiales (.455), con un vuelacerca, y produjo cuatro anotaciones. Desde entonces, empezó la debacle. 



Un respiro 

Jorge Soler parece estar encontrando el ritmo de a poco en la caja de bateadores. 

Ayer, en la aplastante victoria de los Reales de Kansas City 10-0 frente a los Marineros de Seattle, el outfielder alineó como quinto toletero y patrullero derecho y respondió con par de incogibles, una vuelta al cuadro más una base por bolas. 

Lo más esperanzador para él y los monarcas es que, luego de no dar hits en sus primeros cuatro enfrentamientos de 2018, suma cinco inatrapables en los últimos dos choques (ocho turnos), entre ellos un doblete. Su average pasó de .000 a estar en .278. 



Un caso similar pasó con Yoan Moncada. 

El prospecto de los Medias Blancas de Chicago, que perdieron 5-4 con los Rays de Tampa Bay, duplicó en trío de idas legales al box, anotó en dos ocasiones, tomó dos pasaportes y se ponchó una vez. 

En los últimos tres careos, el oriundo de Abreus liga para .364, producto de cuatro incogibles en 11 chances, más un batazo de dos esquinas pese a que no tiene fletadas, pero aparenta entrar en ritmo como el primer hombre en la alineación del mánager Rick Rentería. 



Así le fue al resto de cubanos que vio acción en la jornada del lunes en las Grandes Ligas: 

Kendrys Morales (TOR), luego de conectar sencillo en su único turno (1-1), salió del juego después de sufrir un tirón en el tendón de la corva derecha. Lo positivo es que el dirigente de los Azulejos, John Gibbons, declaró que no piensa que el antillano necesite pasarse por la lista de lesionados. 

A José Iglesias (DET) y José Abreu (CWS) no les fue bien. Ambos terminaron de 3-0, con ponches y, en el caso de “Pito”, una base por bolas. Guillermo Heredia (SEA) y Leonys Martín (DET), de 2-0 con un abanicado y un boleto, respectivamente. Aledmys Díaz (TOR) dio un sencillo en cuatro viajes legales al plato, mientras que Yonder Alonso (CLE) solo participó a la defensiva, como primera base. 

Odrisamer Despaigne (MIA) cumplió como relevista de los Marlins, al tirar 1.0 entrada sin problemas, con una transferencia. 



0

Síguenos en Facebook