OPINIÓN: Ni un cubano en Top 10 de torpederos de la MLB

Ningún campo corto cubano se ha colado entre lo mejor para el 2018, a pesar de la calidad indiscutible de Adeiny Hechavarría y José Iglesias

Ningún campo corto cubano se ha colado entre lo mejor para el 2018, a pesar de la calidad indiscutible de Adeiny Hechavarría y José Iglesias

Por Buster Olney

Por el resto de sus vidas, Carlos Correa y Francisco Lindor están destinados a ser comparados uno contra el otro. Ambos son jugadores superlativos que nacieron a un año de distancia (Lindor tiene 24 años, Correa 23), ambos son de Puerto Rico, y por supuesto, ambos son torpederos.
Los 10 mejores de Buster Olney

Pero ambos son muy diferentes en estilo y sustancia. Lindor mide poco menos de seis pies, batea a ambos lados del plato, corre bien y es catalogado por los evaluadores como el mejor defensor. Correa es más grande, con un físico parecido al de A-Rod, y es más fuerte; probablemente terminará bateando más jonrones en su carrera, y debido a eso, algunos ejecutivos creen que su techo de actuación podría ser más alto.

Ambos son amigos, pero así como Magic Johnson y Larry Bird midieron su propio progreso de acuerdo con el estándar establecido por el otro durante sus carreras, Correa y Lindor siempre se presionarán mutuamente - pero con respeto.



En los meses previos al Clasico Mundial de Béisbol, el gerente de Puerto Rico Alex Cora y el manager Edwin Rodríguez enfrentaban una situación potencialmente difícil debido a la gran cantidad de talento que tenían en la parte media del cuadro interior, con tres increíblemente talentosos torpederos -- Correa, Lindor y Javier Báez. Eso se resolvió, según explicó Cora luego, gracias a la magnanimidad: Correa le pidió a A.J. Hinch y Cora al inicio de los entrenamientos primaverales si podía prepararse para jugar en la tercera base por Puerto Rico. Báez jugó en la segunda, Lindor campocorto y Puerto Rico llegó al juego por el campeonato.

Hace dos años, Lindor sirvió como ancla para un campeón de liga que llegó a la 10ª entrada del Juego 7 de la Serie Mundial antes de caer. Dos meses atrás, Correa fue el ancla de un equipo que ganó el Juego 7 de la Serie Mundial - y entonces superó eso con una propuesta matrimonial en pleno terreno.

Al igual que Bird y Magic, ellos probablemente se alternen en el centro del escenario en los próximos años, y Correa y Lindor encabezan nuestra lista de los 10 mejores torpederos, un ranking basado en la información dada por evaluadores de MLB, con la ayuda de los investigadores de ESPN Mark Simon, Paul Hembekides y Sarah Langs.



1. Francisco Lindor, Indios de Cleveland

Los Indios pensaron que su swing se hizo un poco largo la pasada temporada y que en ocasiones se alejaba de lo que sabía hacer mejor - esto es, batear la bola duro de forma consistente - y bateó .252 antes del receso del Juego de Estrellas. Pero terminó bien y cerró el año con 81 extrabases, incluyendo 33 jonrones, y terminó quinto en la votación del JMV. Ha jugado todos los partidos, excepto siete, en las últimas dos temporadas regulares.

De Langs: El único otro torpedero en conectar al menos 30 jonrones antes de cumplir 24 años es Alex Rodríguez, quien lo hizo dos veces.



2. Carlos Correa, Astros de Houston

Si Correa no se hubiese roto el pulgar a mitad de temporada, probablemente habría luchado con su compañero de equipo José Altuve el premio de JMV de la LA y se habría encumbrado en el No. 1 en esta lista. Correa se perdió una tercera parte del calendario de los Astros tras ser sometido a una cirugía y de todos modos se las arregló para terminar en el puesto 17 entre todos los jugadores de posición con un fWAR de 5.2. La explosión de poder de Correa, que se había predicho hace mucho para el torpedero de 6 pies 4 pulgadas y 215 libras, está comenzando a ocurrir: Su porcentaje de slugging saltó a .550, y está empatado en octavo puesto en las mayores en wRC+. Ya es conocido entre sus compañeros veteranos por ser un estudiante muy serio del juego, investigando, diagnosticando y disecando.

De Langs: Correa ha generado un WAR de 16.3 en sus primeras tres temporadas en su carrera, la segunda mayor cantidad para un torpedero, detrás de Arky Vaughan (17.4).

Un evaluador dijo: "Para mí, tienes a Lindor y Correa... y entonces hay una brecha grande del resto del paquete".




En sus primeras dos temporadas completas en las Grandes Ligas, Seager ha sido un defensor más que adecuado mientras ha provisto producción en grande en el plato. Como ocurre con muchos jugadores jóvenes, el siguiente reto de Seager será mejorar su disciplina en el plato: Entre los evaluadores de talento que persiguieron a los Dodgers en la postemporada el otoño pasado, se sintió que a Seager se le podía lanzar en momentos grandes debido a su agresividad. Pero aunque Seager tiende a atacar en el plato, sigue siendo uno de los mejores jugadores del cuadro en llegar a base: Tiene OBP de .374 en su corto tiempo en las mayores.




Uno comienza con la defensa, por supuesto. Nadie tuvo un mayor impacto defensivo que el torpedero de los Angelinos, quien lideró a todos los jugadores de posición con 32 carreras salvadas por la defensiva - más del doble que cualquier otro torpedero el año pasado. Simmons tiene cinco temporadas completas en Grandes Ligas, y en este periodo, ha dominado a todos los otros torpederos en su preenminencia defensiva:


Carreras Salvadas por la Defensiva, 2013-2017


Simmons 144





Francisco Lindor 32



Pero además se ha convertido en un jugador ofensivo sólido pero poco espectacular, al grado que Simmons lideró a todos los campocortos en WAR el año pasado con 7.1 tras batear .278 con 38 dobles y 14 jonrones. El personal de los Bravos que amaba a Simmons siempre ha reconocido que debido a su agresividad probablemente él nunca sea un bateador de alto nivel, pero la temporada pasada Simmons tuvo la mejor tasa de pelotas bateadas duro (29.2 por ciento) en su carrera.


Hace dos años, Andrus parecía estar en un malestar de mitad de carrera, con tres veranos consecutivos con producción de OPS por debajo de .700, y su contrato probablemente era considerado inamovible. Pero Andrus, que sigue por debajo de los 30 años pero que está a punto de cumplir 10 temporadas en Grandes Ligas, se dedicó nuevamente al deporte, hizo cambios y se ha convertido en un jugador mucho mejor.

"Por un tiempo, me preguntaba cuánto le importaba", dijo un ejecutivo rival. "Ahora me luce como energizado".



Andrus logró 191 hits la pasada temporada, cifra máxima en su carrera, con 68 extrabases; por primera vez, anotó 100 carreras. Se ubicó entre los mejores torpederos en carreras salvadas por la defensiva.

Ahora pende sobre él un gran incentivo financiero: Andrus puede salirse de su contrato luego de la temporada 2018, algo que habría sido impensable hace algunos años.

De Langs: Bateó 20 jonrones en 2017 luego de nunca haber logrado más de ocho en alguna temporada.

6. Brandon Crawford, Gigantes de San Francisco

Un evaluador mencionó los problemas que ha tenido Crawford fuera del terreno en el último año, cuando los Gigantes y él tuvieron problemas. "Para mí, él debe recibir un mulligan", dijo el cazatalentos. "Porque ha sido un buen jugador durante mucho tiempo". Crawford ganó el Guante de Oro en la LN por tercera temporada seguida.




Sus métricas defensivas estuvieron entre las peores en MLB, pero el nuevo manager de Boston Alex Cora fue responsable de muchas de las formaciones especiales a la defensiva que los Astros hicieron el año pasado, así que podría fomentar alineaciones que ayuden a Bogaerts. Si no, este podría ser un año crucial para Bogaerts y las decisiones sobre dónde debería jugar en temporadas futuras. Su declive en la segunda mitad en el plato pareció estar más relacionado a las lesiones, así que probablemente deba batear con mayor poder este año.




Pareció graduarse a otro nivel el año pasado, al generar muchos hits grandes y batear .287 con 87 remolcadas en 136 juegos en la temporada regular antes de conseguir cinco extrabases en 13 partidos de postemporada.


Tuvo un OPS+ de 110 la pasada temporada, y pese a las lesiones bateó .300 y anotó 80 carreras en 125 juegos, dándole a los Marineros el tipo de producción que esperaban cuando salieron del talentoso Taijuan Walker y lo enviaron a Arizona por él.




Cuando está saludable y jugando bien, Turner ha demostrado que puede ser un jugador de alto impacto, con velocidad transformadora - se robó 81 bases en 97 intentos en apenas 198 juegos. Sin embargo, Turner no ha tenido una temporada en la que haya jugado 100 partidos.

En carreras salvadas por la defensiva, se ubicó en la mitad inferior de los torpederos de MLB que disputaron al menos 800 entradas en dicha posición el año pasado.
Lo mejor del resto



Addison Russell, Cachorros de Chicago: Tuvo una temporada realmente difícil dentro y fuera del terreno en el 2017, y los Cachorros esperan que Russell se pueda recuperar, ya que solo tiene 24 años. Entre ejecutivos se especula sobre la posibilidad que los Cachorros lo pongan en el mercado de cambios, pero su defensa es difícil de reemplazar - incluso en un año malo, se ubicó bien con su trabajo con su guante.

Orlando Arcia, Cerveceros de Milwaukee: Su primera temporada como titular de Grandes Ligas fue impresionante, con destellos de grandes cosas que están por venir. Arcia mostró algo de poder, generó algunas joyitas a la defensiva y llegó octavo entre los torpederos en carreras salvadas por la defensiva.

Paul DeJong, Cardenales de San Luis: Tuvo una temporada de novato bien fuerte, al quitarle la posición a Aledmys Díaz y bateó 25 jonrones en 108 juegos.



0

Síguenos en Facebook